lunes, noviembre 19, 2012

{ soy }

Hace tiempo que no escribo. Ya no se ni lo que es. Se podría decir que deje de hacer lo que hacía.
Hace tiempo que no juego. Ya no se ni lo que es. Se podría decir que deje de hacer lo que hacía.
Hace tiempo que no cambio. Ya no se ni lo que es. Se podría decir que deje de hacer lo que hacía.
Hace tiempo, pensaba diferente. Llegué al extremo del polo más concurrido por las almas rotas consumidas por la droga y el éxtasis de la juventud. Me encontré allí. Me destruí allí.
Hace tiempo, quise pensar diferente. Quise investigar la estabilidad de un cuerpo compartido, de la ilusión constante y el amor ordenado en fechas. Me encontré allí. Me destruí allí.
Entonces me perdí entre la perfección y yo.
No puedo ser lo que otros quieren que sea si soy lo que yo quiero ser.
No puedo aparentar ser lo que otros creen que soy si soy lo que yo quiero ser.
Te rompo antes de que me rompas y aún así soy condescendiente a mi pesar.
Me arreglo antes de que te sacies y aún así he perdido la parte de mi que te has comido.
No quiero nada que quiera algo. No tengo por que dar.
No quiero algo que quiera nada. No tengo por que sentir frío.
Busco el punto intermedio entre lo que fui y lo que soy. Lo mejor de mis dos polos opuestos. La colisión en mi de mi. El encuentro.
Si no puedes, no obligues, no critiques. Te declaro sin derecho. Déjame ser. Déjame si lo tienes.
Si no sabes, no digas, no pienses. Te declaro sin derecho. Déjame ser. Déjame si lo tienes.
No se lo que soy, quien soy.
Soy lo que soy, quien soy.
Duele o no duele.
Quiero o no quiero.
Blanco o negro.
Si o no.

No hay comentarios: