lunes, marzo 31, 2014

{ arcoiris }

Quiero reconstruir cada grieta de tu cajita, ser el motivo por el que retumba el eco en su interior. Llenar todos y cada uno de los vacíos donde la piel no tiene el protagonismo, sino lo intangible. Renovar y alimentar tus mundos ilusorios, aquellos que cada noche te llevan a traspasar cualquier frontera mas hayá de lo que tus sentidos llegan a percibir. Quiero invadir hasta el último poro de tu piel, con sensaciones que transmitan cada escalofrío que tú me has hecho, me haces y me harás sentir siempre que te lo propongas. Susurrarte al oído más de lo que esperas de mi mundo azul, para que puedas imaginar así el universo que quiero crear entre tus ojos y  los míos. Quiero llevar el hilo rojo que tatúes en tu dedo y por consiguiente, el vestido blanco también. Ser la voz que cante sus nanas antes de quedarse dormidos. Quiero ser el amanecer y el fuego que te abrigue durante el invierno, y  a su vez la brisa fresca de una noche como aquella. La sonrisa que se dibuje en tu cara y el brillo de esos bosques infinitos con los que atrapas mi alma. Quiero formar parte de ese rincón donde te escondas cuando el miedo se adueñe de tu mente, cuando necesites refugio, cuando quieras huir. 
Quiero todo para ti, todo y más. 
Hasta el infinito y más allá.

domingo, marzo 30, 2014

{ eres }

Eres más de lo que soñé alcanzar. Eres los mejores días que he pasado en mi vida. Eres tú siendo yo. Eres un original de mi historia desde otro punto de vista. Eres el camino. Eres esperanza. Eres luz. Eres el sitio al que voy y donde quiero quedarme. Eres todo lo que quiero ver al despertar. Eres la melodía de mi cajita roja. Eres el pintor que da color a mi piel. Eres el principio de muchas cosas y el fin de muchas otras. Eres mi persona favorita en el mundo. Eres amor. Eres el eco de mis pensamientos. Eres las palabras que decimos al unísono. Eres la vida que quiero llenar. Eres el corazón que quiero bombear. Eres el azul más precioso que pude haber visto. Eres el momento que nunca pensé que viviría. Eres la película que quería protagonizar. Eres la sonrisa y la risa que me hacen sentir. Eres mi presente y mi futuro si quieres. Eres el trozo de puerta que faltaba para poder volver a entrar. Eres el final del túnel. Eres un paisaje inigualable. Eres respeto hacia mi misma. Eres la bombona que me devuelve el oxígeno. Eres quien rompe mis límites, quien me incita a ser mejor. Eres mi motivo por las mañanas y mi último pensamiento por las noches. Eres el punto de inflexión. Eres el infinito donde me gusta perderme. Eres, aunque aún no lo crea, real. Eres mucho más que cualquier palabra que te pueda describir.
Simplemente eres tú.

{ momentos }

Es el tacto de tus manos en mi piel, la forma en la que se entrelazan nuestros dedos.
Cada poro que se estremece al contacto, cada marca que dejo en ti.
La forma en que me miras, tan sincera, tan hipnotizadora.
Tus ojos que se han convertido en el mejor lugar donde perderme.
Esa forma que tienes de besar, entre tímida y respetuosa.
Tu boca que se vuelve seda para mi, la tentación más perfecta, la muerte más dulce.
El modo en que cuidas de mi.
Todos y cada uno de los días que paso contigo.
Tus caras de payaso.
Tu sonrisa.
La manera en que todo encaja sin imperfecciones.
Sentirme correspondida.

jueves, marzo 27, 2014

{ ¿imaginas? }

Luz.
Ya ha amanecido. Buenos días amor.
Rayos de sol se cuelan entre las cortinas blancas.
Se divierten dibujando sombras sobre tu espalda. Entre tus lunares.
El pelo te cubre la cara, bueno, ya no. Me gusta su tacto entre mis dedos. Igual que el de tu barba.
Tu piel está suave. Tu tatuaje sigue ahí. Irradiando desde tu pecho el calor que me ha abrigado esta noche.
Apenas te has movido. Casi ni me has destapado. Eso si, tus pies no se estuvieron quietos.
Mientras, yo no quiero moverme. No te quiero despertar. Aunque creo que ya no estás muy dormido.
Pero quiero hacerte el desayuno. Traértelo a la cama. Así que me tengo que levantar.
Tu camisa de puntos me encanta. Me queda muy bien. También tus botas negras.
Espero que te guste el zumo de naranja fresco y los dulces que hice.
Mírate ahí esperándome. Tú cara es una combinación adorable de sueño y felicidad.
Buenos días cielo. Que buena pinta tiene todo. Aunque no tanto como tú.
Calla y hazme un huequito anda.
Hoy nos quedamos aquí.

{ walt whitman }

Quédate hoy conmigo,
vive conmigo un día y una noche
y te mostraré el origen de todos los poemas.
Tendrás entonces todo cuanto hay de grande en la Tierra y en el Sol
(existen además millones de soles más allá)

y nada tomarás ya nunca de segunda ni de tercera mano,
ni mirarás más por los ojos de los muertos,
ni te nutrirás con el espectro de los libros.
Tampoco contemplarás el mundo con mis ojos
ni tomarás las cosas de mis manos.
Aprenderás a escuchar en todas direcciones
y dejarás que la esencia del Universo se filtre por tu ser.

lunes, marzo 24, 2014

{ el beso }

Rozaré tus labios con mis manos, acariciaré tu piel, y mientras enrede mis dedos en tu nuca te apretaré tan fuerte contra mi que nuestros trocitos más destrozados se unirán hasta formar el hilo rojo más perfecto que nuestras manos hayan podido sentir; una espiral de emociones se alzará rodeándonos, combinando sueños de vidas pasadas y creando el destino que nunca pensamos que llegaríamos a encontrar; pronunciaremos palabras que solo nuestras pequeñas cajitas rojas podrán oír, y estas se fundirán entre el colapso y la saturación de una pasión tan sincera y anhelada; juntos al fin seremos uno y donde antes solo eramos seres inertes, vagabundos en busca de limosna incomparable a un momento como ese, ahora sólo habrá paz y plenitud, luz y esperanza.

sábado, marzo 22, 2014

{ adiós es adiós }

Llámame como quieras.
No me siento culpable, sino libre. Más que nunca.
Fue el mejor baño de mi vida, el mejor día en mucho tiempo.
Y ya no me siento mal por hacer las cosas que me gustan. Ya no.
Un solo día con él ha valido infinitamente más la pena.
Dormiré bien por la noche por que no te guardo rencor.
Espero que algún día encuentres a alguien así para ti.
Que lo aceptes y dejes de dar pena a todos hablando mal de mi.
Y ten cuidado no te muerdas la lengua en el camino. Dicen que el veneno te puede matar.

jueves, marzo 20, 2014

{ luz }

Fue un segundo y ese vistazo a la izquierda:
Pupilas dilatadas. Segregación de hormonas. Presión de la sangre en aumento.

Colapso musical.

Mi cajita dio un vuelco y el ritmo se disparó. Me torné intangible de repente, como si mi cuerpo se impulsase en el aire en medio de aquel espacio tan reducido por una gravedad incoherente con aquella que se enseña en los libros, y es que hay cosas que no pueden describir. Me vi rodeada de seres inertes e inconscientes incapaces de ver la pureza y la intensidad de esa sensación que me invadía por completo. Brillante como el reflejo de un diamante, la luz me segó engullendo cualquier rastro de oscuridad, borrando cualquier cicatriz. Arrasó con todo, no tuvo piedad.

Me faltó el aire. Me sentí viva.

Fue un segundo y ese vistazo a la izquierda:
Siete días. Nada es como fue. Todo brilla.

miércoles, marzo 19, 2014

{ cadenas, formalidades, apariencias }

A veces me gustaría que estuvieses ahí. Que estuvieses de esa forma en la que nunca has estado. De la forma en la que yo te necesité y aún hoy te necesito. Que dejes de ser mi guía para poder recorrer unos pasos que no sean los tuyos, y es que no quiero seguir tus pasos, ni uno solo de ellos. Quiero seguir los míos, con todo lo que ello conlleva.
Me gustaría también que tus temores fuesen tuyos y no quisieras hacerlos entrar en mi a base de discusiones y chantaje emocional barato. Por que aunque te suene a tópico, no he llegado a esta vida para quedarme en casa después de las ocho, ni tampoco tengo pensado seguir haciéndolo. Creo que después de estos últimos años ya te he demostrado suficiente, y evaluando resultados me sale más a cuenta empezar a actuar pensando primero en mi.
Ojalá que en lugar de cortarme las alas por si acaso, me motivases a levantar el vuelo. Y sé que si caigo dolerá más la caída, pero también sabré que no me frenaste cuando quise ir más allá y llegar a lo más alto. Hasta el límite. Cuánta decepción. Tú cuadrado obsoleto se ha quedado en lo que es y después vas de contemporánea. Vende tu buzón a otro.
Consigues así que nuestra relación, ya escasa, siga en proceso de decadencia, sin mejoras a la vista, y que el tiempo en el cual no me respiras en la nuca sea el único en el que consiga sentirme libre. Hora de aventuras. Se acabó el portarse bien por las mismas consecuencias.

Por que ¿de qué sirve estar vivo si le tienes miedo a vivir?

{ jaime sabines }

"Te quiero como para invitarte a pisar hojas secas una de estas tardes. Te quiero como para salir a caminar, hablar de amor, mientras pateamos piedritas. Te quiero como para volvernos chinos de risa, ebrios de nada y pasear sin prisa las calles. Te quiero como para ir contigo a los lugares que más frecuento, y contarte que es ahí donde me siento a pensar en ti. Te quiero como para escuchar tu risa toda la noche. Te quiero como para no dejarte ir jamás. Te quiero como se quiere a ciertos amores, a la antigua, con el alma y sin mirar atrás."

{ tú tienes lo que busco }

"Tú tienes lo que busco, lo que deseo, lo que amo, 
tú lo tienes. 
El puño de mi corazón está golpeando, llamando.
Te agradezco a los cuentos, 
doy gracias a tu madre y a tu padre, 
y a la muerte que no te ha visto. 
Te agradezco al aire. 
Eres esbelta como el trigo, 
frágil como la línea de tu cuerpo. 
Nunca he amado a una mujer delgada 
pero tú has enamorado mis manos, 
ataste mi deseo, 
cogiste mis ojos como dos peces. 
Por eso estoy a tu puerta, esperando.

martes, marzo 18, 2014

{ espacial }

Esta vez no hay instinto animal. No quiero seducirte, no eres mi trofeo, ni mi meta. Hay corazón, y del bueno; quiero abrazarme a ti y no soltarte, protegerte, cuidarte, ir más allá. Hacer camino. Y eso te hace diferente, por que no hay prisas, pero tampoco hay pausa; por que la intención ya se puede cortar en el espacio que queda entre nosotros cuando nuestros ojos se cruzan y aún así aguardas en la distancia, respetuoso, expectante. Por eso piso despacito y con paciencia hasta que hayamos construido una base dura cual diamante, tal y como dije que haría. Y es que siento que poco a poco, y a medida que nos vamos conociendo, cada vez más, vamos encajando el uno en el otro, como si vidas pasadas se volvieran a encontrar. 

Siento que te he estado esperando y que has llegado para quedarte.   

{ suave }

Las agujetas duelen menos cuando el corazón te lleva a flotar lejos del suelo.
Sin vértigo, sin miedo, solo flotar, como ave libre en pleno vuelo.

{ tú }

Tú no estabas en mis planes,
ni esta manera tan suave y sencilla que has tenido de encajar en mi mundo azul.

Tú no estabas en mis planes,
y creo que por eso me gustas más aún.

miércoles, marzo 12, 2014

{ madrigal }

Ven a mí que vas herido
que en este lecho de sueños
podrás descansar conmigo.

Ven, que ya es la media noche
y no hay reloj del olvido
que sus campanadas vierta
en mi pecho dolorido

Tu retorno lo esperaba.
De un ángulo de mi vida
voz sin voz me lo anunciaba.

{ vienes a mi }

Vienes a mí, te acercas y te anuncias
con tan leve rumor, que mi reposo
no turbas, y es un canto milagroso
cada una de las frases que pronuncias.

Vienes a mí, no tiemblas, no vacilas,
y hay al mirarnos atracción tan fuerte,
que lo olvidamos todo, vida y muerte,
suspensos en la luz de tus pupilas.

Y en mi vida penetras y te siento
tan cerca de mi propio pensamiento
y hay en la posesión tan honda calma,

que interrogo al misterio en que me abismo
si somos dos reflejos de un ser mismo,
la doble encarnación de una sola alma.

{ lujuría }

Cuando murmuras con nervio acento
tu cuerpo hermoso que a mi cuerpo toca
y recojo en los besos de tu boca
las abrasadas ondas de tu aliento.

Cuando más que ceñir, romper intenso
una frase de amor que amor provoca
y a mí te estrechas delirante y loca,
todo mi ser estremecido siento.

Ni gloria, ni poder, ni oro, ni fama,
quiero entonces, mujer. Tu eres mi vida,
ésta y la otra si hay otra; y sólo ansío
gozar tu cuerpo, que a gozar me llama,
¡ver tu carne a mi carne confundida
y oír tu beso respondiendo al mío!

lunes, marzo 10, 2014

{ a empezar de nuevo }

Dejando un punto y final por un lado. Sin dolor, sin rencor, sin arrepentimientos, esta bien, estoy preparada. Fue lo que fue, mucho menos de lo que podría haber sido, convirtiéndose en una prolongación en el tiempo que al final no dio los frutos que esperaba. Aún así fue, y como fue ahora soy quien soy, y eso está bien para aprender y saber como quiero ser a partir de ahora. 

Fin del capítulo 1.

Retomando un punto que creí sería final. Con una nueva perspectiva más adaptada a lo que quiero en este momento, con energías renovadas, con intenciones a largo plazo, esta bien, estoy preparada. Es lo que es, algo menos de lo puede llegar a ser, convirtiéndose en una nueva oportunidad para empezar de nuevo con paso firme y lento. Aún así es, y seré paciente, por que quiero que funcione, por que cuando se quiere cambiar el resultado hay que cambiar antes la metodología.

Comienzo del capítulo 2.